buscar

Av. del Libertador 1473 [mapa]
Tel 4803-0802 / 8814
Mar a vie 11 a 20hs. Sáb y Dom 10 a 20hs

www.bellasartes.gob.ar info@mnba.gob.ar

Los maestros del Arte Gráfico italiano

Muestra colectiva

Del 25 de Agosto al 25 de Octubre de 2015 - Inaugura: 19hs  - Entrada: libre y gratuita

 
anterior siguiente
 

TEXTO CURATORIAL

 
A cargo de Ginevra Mariani, Antonella Renzitti, Nicoletta Ossanna Cavadini
 

El grabado representa una verdadera revolución dentro del panorama artístico cuando, a partir del siglo XVI, sobre la base de la invención de la imprenta,  se transforma en una ver- dadera forma de arte.
 
Las preciosas planchas grabadas provienen del Instituto Nacional para la Gráfica de Roma, la más grande colección pública del mundo en este campo.
 
La muestra tiene el objetivo de presentar la producción gráfica de las primeras expresiones renacentistas hasta el período contemporáneo, a través de la lectura del “símbolo” grabado sobre la placa, recorriendo así la historia de las técnicas calcográficas. Desde el perfil grabado realizado con buril se pasa al de aguafuerte, al de punta seca y al de aguatinta en sus múltiples declinaciones.
 
El Instituto Nacional para la Gráfica, del Ministerio italiano para los Bienes y las Activi- dades Culturales, del cual provienen las obras de la muestra, es un museo muy particular, único en muchos aspectos: conserva y valoriza centenares de impresiones, diseños, foto- grafías, videos y más de veinte mil planchas para la impresión y negativos fotográficos.
 
La decisión de exponer una significativa selección de planchas, muchas de ellas acompaña- das por sus correspondientes impresiones, implica mostrar la expresión artística desde el nacimiento, el origen de las láminas, el signo de la intervención del artista sobre la imagen: el arte al negativo, el revés del arte.
 
La muestra documenta por lo tanto el arte del grabado italiano desde el ‘500 hasta nuestros días, con Marcantonio Raimondi, Federico Barocci, Giovanni Benedetto Castiglione, Salva- tor Rosa, Giuseppe Vasi, Giovan Battista Piranesi, Giovanni Volpato, Carlo Carrà, Giorgio Carrà, Giorgio Morandi, Giuseppe Capogrossi y Carla Acciardi.
 
Si saber “escribir” las planchas es difícil, así como concebir y llevar a cabo un proyecto al revés, no es ciertamente fácil saber leerlas, por eso el Instituto, a través de funcionarios técnicos de alto nivel está en condiciones de poder enseñar a nuestra percepción visual y experiencia histórica a saber ver el arte negativo.
 
Exponer las matrices e invitar a su lectura es por tanto una operación refinada e intelec- tualmente audaz.
Las planchas, en algunos casos apoyadas en las impresiones, documentan el grabado italiano, desde el siglo XVI hasta nuestros días, a través de las obras de artistas muy signifi- cativos como Marcantonio Raimondi (1480 ca.-1534) con la Caza de los leones, Etienne Du

Pérac (c.1520-1604) con El antiguo puerto de Trajano en su forma antigua, Federico Barocci (1535-1612) con la obra maestra de la Anunciación, amado y estudiado por Giorgio Morandi y Antonio Tempesta (1555-1630) con las incisiones del Bestiario.
 
Para el ‘600, Giovanni Benedetto Castiglione (1609-1665) y Salvator Rosa (1615-1673) constituyen la prueba de una siempre mayor atención dirigida por los pintores hacia la técnica del aguafuerte. Para el ‘700, la obra de Giovanni Battista Piranesi (1720-1778) con su obra Vistas renueva la imagen de Roma atribuyéndole una fuerte connotación emotiva que abrirá camino a la más moderna  iconografía de lo fantástico.
 
De Piranesi no podía faltar una espléndida serie de las Cárceles Imaginarias. Con el siglo XIX, el tema de la reproducción de las principales obras de arte en grabado es el hecho fundamental, basta recordar a Giovanni Volpato (1735-1803) y a Giovanni y a Pietro Folo (1764-1836) quienes rescatan las obras de Antonio Casanova para su conocimiento y di- fusión. Este sector continua su éxito de crítica con Alessandro Porretti (1838-1880) quien traduce en impresiones las mágnificas obras de Correggio. Después pasamos al verismo con Filippo Palizzi (1818-1899) con La Pastorcita y al realismo de Raffaele Spinelli con la escena Dopo il bagno (activo en calcografía durante el período 1900-1910).
 
El siglo XX se inaugura mostrando las matrices de dos grandes artistas italianos: Carlo Carrá (1881-1996) y su “realismo mágico” y Giorgio Morandi (1890-1964) con sus Naturalezas Muer- tas, para pasar después a las “formas-señales” de Giuseppe Capogrossi (1900-1972), a las “grabados-esculturas” de Pietro Consagra (1920-2005) y Nino Franchina (1912-1967), a las delicadas incisiones de Fausto Melotti (1901-1986) y a aquellas llenas de color de Piero Dorazio (1927-2005) y Giulio Turcato (1912-1995). Junto a los grandes testimonios del arte contemporáneo presentes en la muestra, se encuentra la obra de Carla Accardi (1924), una de las primeras mujeres en entrar en el mundo de la incisión dado que, por causa del peligro que comportan los ácidos utilizados para la incisión, fue prohibida para las mu- jeres hasta la edad moderna.
 
 
ars omnibus auspician Buenos Aires Gobierno de la ciudad Ley de mecenazgo Itau Cultural Satelital Artebus